• EL PROYECTO
  • BUSCAR
    BUSCAR

Festivales de verano

Castellón, ciudad de festivales

TAGS Festivales de música
La Diputación de Castellón apuesta por los festivales de música con una subvención de 400.000 euros a repartir entre los cuatros grandes eventos musicales de la provincia.

Un festival de música es, sin duda, un atractivo turístico donde se precie y más aún si se mezcla con las playas del levante y el buen tiempo veraniego. Así lo han visto desde la Diputación de Castellón, como un filón turístico que atrae cada año a más de 710.000 visitantes, con un impacto económico de 60 millones de euros. Por lo que han decidido, mediante una subvención, promocionar la ciudad como destino festivalero por excelencia. Un turismo diferente y para todos los gustos, que llega tanto desde las Islas Británicas, como del resto de la península.

 

El Rototom, el Arenal Sound, el FIB y el SanSan, se han convertido en festivales de parada obligatoria para los amantes de la música. Entre sus cabezas de cartel se han encontrado artistas de la talla de Muse, The Hives, Red Hot Chili Peppers o Damian Marley Jr. Un atractivo musical que se suma al turismo de sol y playa que ofrece la Comunidad Valenciana. "Consolidar Castellón en el calendario musical internacional y que estas citas sigan ejerciendo de inmejorable polo de atracción turístico para que la música atraiga a visitantes que gracias a estas convocatorias descubrirán una provincia única", este es el objetivo principal de esta subvención según ha declarado el vicepresidente y diputado de Turismo de Castellón, Andrés Martínez. 

 

Estas ayudas a los macroeventos musicales de la provincia, de un total de 400.000 euros, se distribuye en función de los asistentes a dichos festivales. De este modo, el Arenal Sound recibe 139.150 euros, el FIB 121.000 euros, el Rototom Sunsplash 90.750 euros, y el SanSan Festival de menor tamaño y un carácter más nacional, 47.795 euros. Para la diputación, esto supone una creación de más de 2.000 puestos de trabajo, potenciados por los turistas, principalmente británicos e irlandeses que se asientan en las localidades castellonesas durante los festivales. Además de esta ayuda, el Gobierno Provincial destinará a lo largo del próximo año año un total de 1.500.000 euros a la promoción de la provincia con especial atención en el turismo de festivales y con presencia en aquellos países como Reino Unido, con conexión aérea directa con Castellón.

Uno de los escenarios del Arenal Sound, en Burriana (Castellón).

Mucho ruido y poco Arenal Sound

El pasado año, el festival de la localidad de Burriana, vio peligrar su edición de este año. Una sentencia por ruidos, una mala organización y cientos de quejas de los asistentes que se vieron arrecidos por las lluvias en el camping. Todo ello, sumado a un silencio administrativo por parte del ayuntamiento propiciaron una situación de caos durante cuatro meses dentro de la provincia.

 

Finalmente, se optó por acondicionar un nuevo espacio, con una nueva subvención de la Diputación de 172.850 euros, que facilitó las negociaciones y el acuerdo que contó también con la intervención de la Generalitat Valenciana, además de las entidades local y provincial. 

 

Castellón busca identificarse como la ciudad de los festivales. La música, el sol y la playa. Una oportunidad para las instituciones locales de fomentar la música bajo la premisa del turismo y la generación de empleo, y un nicho de mercado para promotores y agencias de viajes que ven el negocio en el trasbordo Reino Unido-Castellón que inunda cada verano la provincia. Los festivales, no solo son música.

Marina Prats

Marina Prats

Marina Prats es periodista y experta en comunicación cultural.

Comentarios