• EL PROYECTO
  • NEWSLETTER
  • BUSCAR
    BUSCAR

Contable y escritor

"La literatura se cuela en mi mente"

Un escritor madrileño que compagina su trabajo de contable con su amor por la escritura. Sus libros van dirigidos al público juvenil y son principalmente realistas, ágiles e introspectivos. Su último ejemplar fue "Yo conocí a Muelle" editado en el 2010, finalista en el Premio Gran Angular de 2009
Pregunta. En tus libros siempre tratas la juventud, ¿por qué?
 
Respuesta. En realidad he escrito libros dirigidos a adultos y a jóvenes, pero los que han terminado viendo la luz con cierto éxito han sido los juveniles. Quizá eso haya hecho que me decante de forma inconsciente por la literatura juvenil. Además, es que la juventud, o la adolescencia, es una época muy jugosa para situar a un protagonista. Hay tantas cosas por delante...
 
P. Siendo contable, ¿Cómo es que te lanzaste a la piscina de la literatura?
 
R. La pregunta debería ser la opuesta, ya que escribía antes incluso de saber qué carrera iba a estudiar y publiqué antes de empezar a trabajar como economista. Estudié Económicas porque consideraba que debía tener un trabajo más o menos estable que me permitiese dedicarme a escribir sin la presión de saber que lo necesitaba para vivir. Mis ambiciones siempre han sido superiores en el terreno literario.
 
P. Tus libros están muy espaciados en el tiempo, ¿es por falta de tiempo o inspiración?
 
R. Principalmente por falta de tiempo: el trabajo a jornada completa, las crecientes obligaciones de la vida... Pero también hay algo interno. Podría llamarse falta de inspiración, aunque no tiene que ver con escasez de ideas, sino con la pérdida de una soltura que tenía al principio y que ahora, quizá por intentar ser más perfeccionista o por sentirme más responsable o por qué sé yo, he perdido. 
 
P. Tu padre, Alfredo Gómez Cerdá, es un escritor de literatura infantil y juvenil de mucho éxito, ¿Cuánto hay de él en tus obras?
 
R. No me he parado a analizarlo, pero seguro que más de lo que imagino. Los hijos se parecen a los padres no solo físicamente, sino que hay muchos comportamientos más subterráneos y gestos inconscientes. Me he leído todos sus libros, y muchos varias veces, algo que no puedo decir de ningún otro escritor. Eso también me tiene que haber influido.
 
P. ¿Has pensado alguna vez en lanzarte a la escritura por completo?
 
R. Lo he pensado, claro, pero hoy en día no es algo que vea cercano. Yo seguiré escribiendo y, si algún día veo una posibilidad real, lo haré. Si no, como digo, seguiré escribiendo, y ese será mi éxito.
 
P. Actualmente, eres más “Jorge Gómez Soto, escritor” o “Jorge Gómez Soto, contable”.
 
R. Atendiendo a criterios prácticos: dinero, tiempo efectivo dedicado... soy más economista. Pero si me baso en aspectos más personales: convicción íntima, satisfacción... soy mucho más escritor. Cuando salgo de la oficina, dejo de pensar totalmente en el trabajo. Sin embargo, la literatura se cuela en mi mente en cualquier sitio y momento.
 
P. ¿Ha habido ya alguna comparación con tu padre?
 
R. Sí, como te decía antes, hay lectores que han encontrado parecidos, aunque no me han concretado mucho. No sé si se refieren a los temas tratados, a la forma de tratarlos o a algo más impreciso pero que les recuerda.
 
P. ¿Qué te animó para escribir para la juventud y no para otro público más maduro y, podría decirse, “más aficionado a la lectura”?
 
R. Más o menos lo que te contestaba en la primera pregunta. A mí me gusta ver a los escritores de literatura infantil o juvenil como la punta de la flecha, como los encargados de enganchar o “envenenar” con literatura a los que han leído menos por la limitación propia de la edad.
 
P. La chica del andén de enfrente es todo un éxito. ¿Repetirás la fórmula en tus próximas obras?
 
R. Lo es, efectivamente. Va por la 15ª o 16ª edición, no recuerdo bien. Fue mi segundo libro publicado, allá por el año 2000. Ahora llevo seis publicados y creo que no he repetido fórmula. Tampoco he sacado, ni pensado sacar, una segunda parte, que muchos me han pedido. Lo único que sí he repetido ha sido el destinatario de los libros: el público juvenil.
 
P. La noche madrileña es un tema que tratas con asiduidad, tanto en la Chica del andén de enfrente como en Se vende, ¿Qué tiene de especial?
 
R. También la trato en Yo conocí a Muelle o en Respirando cerca de mí. No tiene nada de especial, simplemente es la noche que yo conocí cuando era adolescente, y es la que me gusta rememorar o por la que me gusta mover a mis personajes.
 
P. Teníamos que preguntártelo: ¿Qué tienes actualmente entre manos?
 
R. Una novela de la que, como llevo poco, ni siquiera puedo asegurar que la vaya a terminar. Espero que sí, y que tengáis conocimiento de ella, aunque sea dentro de bastante tiempo.  
Daniel Ruiz Miguel

Daniel Ruiz Miguel

Ritmos 21 - Milennial Culture Information es una revista independiente de información y análisis cultural.

Comentarios