• EL PROYECTO
  • NEWSLETTER
  • BUSCAR
    BUSCAR

Crónica del concierto

The Gift y la fidelidad de Madrid

Fotos: Guillermo Lozano.

TAGS InverfestThe GiftCrónicaConciertosTeatro Circo Price
La banda portuguesa tiró de clásicos para levantar al público madrileño de sus butacas del Circo Price.

Decía José Saramago que el Quijote "no estaba loco, sino harto" y que decidió escoger otro modelo de vida. El Nobel de Literatura portugués también fue tachado de 'perturbado' cuando en más de alguna ocasión defendía la unión de Portugal y España en un mismo país al que llamó Iberia. La idea no cuajó, pero no sería por la hermandad y fidelidad que existe entre ambas sociedades.

 

El directo de The Gift anoche en el festival Inverfest es un claro ejemplo de ello. Desde Alcobaça llega esta banda de rock alternativa que cuenta con su 'cachito' de público fiel en España y, principalmente, en Madrid. No son carne de llenar ni estadios ni grandes festivales, pero acostumbran a levantar al público y a dar la sorpresa al espectador que se ha infiltrado en el concierto.

Foto: Guillermo Lozano.

El Teatro Circo Price fue anoche un escenario de música ecléctica y de buen ambiente. Apareció The Gift en escena con el primer single de su próximo álbum (se espera que salga en marzo o abril) como aperitivo. Se trata de Love Withouts Violins, que ha contado con la participación del mismísimo Brian Eno. "Hace dos años cumplimos nuestro 20 aniversario, esta noche vamos hacer un repaso de los temas más antiguos", recalcó Sonia Tavares, voz castellanizada del grupo portugués. Dejó claro que, aunque apenas tocarán tres temas de su próximo álbum -como el increíble directo de Clinic Hope o Big Fish, que tocaban por primera vez en concierto-, iba a ser una noche de nostalgia.

 

Y así fue. Pronto llegaron clásicos como Front Of, Driving You Slow o Music, que se mezclaron con temas más recientes como RGB o Made for you.

 

La velada fue la esperada por el público. Y viceversa. Bastó una canción para levantar al público madrileño de un Price inundado de butacas hasta en la pista. Si bien es cierto que The Gift no colgó el cartel de sold out, la entrega y fidelidad del público sirvió para mostrar que no importaba la cantidad de gente, sino su entrega. Hicieron méritos los portugueses, que siempre que vienen a la capital aseguran su éxito. Es posible que los volvamos a tener de vuelta en pocos meses. Esperemos.

 

Miguel Mirón Pérez

Miguel Mirón Pérez

Miguel Mirón Pérez es director de Ritmos 21 - Milennial Culture Information.

Comentarios